¿Por qué el radiador no calienta?

Cuando llega el frío en invierno, es el momento en el que volvemos a utilizar los radiadores que nos ayudan a calentar nuestro hogar, a conseguir un ambiente cálido, agradable y acogedor.

Los radiadores se encuentran entre las alternativas más utilizadas para este cometido, gracias a su facilidad de uso y a su gran eficacia. Sin embargo, existen momentos en los que un radiador puede ver afectado su funcionamiento, produciendo así un inconveniente considerable en nuestro día a día para combatir las bajas temperaturas.

En estos casos, la pregunta más habitual que nos hacemos es; ¿Por qué nuestro radiador no calienta? Antes de responder a esta pregunta, conviene destacar que es recomendable mantener la calma.

Este aparente fallo puede tener múltiples causas, y todas ellas tienen solución para recuperar el rendimiento total de los radiadores. A continuación, vamos a detallar los casos más habituales y a explicar su origen.

¿Por qué el radiador no calienta por abajo?

Esta es una de las principales dudas que asaltan a la mayoría de usuarios que se ven desconcertados por la diferencia de temperatura del propio radiador en su parte inferior. Sin embargo, conviene aclarar que no se trata de ningún problema o avería. Para entenderlo, es necesario saber cómo funciona el equipo.

radiador no calienta

Un radiador incorpora una válvula termostática que es la que regula el suministro del agua caliente para así, nivelar la temperatura del equipo.

Al mismo tiempo, la válvula se ayuda de un sensor de temperatura exterior para ajustar el calor a un nivel adecuado. En este sentido, pueden darse tres casos. Primero, si la temperatura de la estancia es menor que la elegida en el radiador, la válvula permitirá un mayor flujo del agua caliente para aportar calor.

Si la temperatura ambiente es idéntica a la seleccionada, la válvula mantendrá la estabilidad. Sin embargo, como último caso, si la temperatura de la habitación es mayor que la que establecemos en el radiador, la válvula cerrará el paso de agua caliente para disminuir el consumo.

Es aquí donde podemos notar que la parte inferior está fría: no se debe a ningún error, sino que el propio radiador regula el flujo de agua caliente para ayudar a estabilizar la temperatura exterior.

No calienta el último radiador

En viviendas en las que hay varios radiadores incluso en diferentes plantas puede darse el caso en el que el último radiador no calienta. Ante ello, deberemos fijarnos en la caldera si la presión se encuentra en el nivel adecuado, entre 1 y 1,5 bares. Si es así, podemos probar a cerrar todos los radiadores a excepción del que aparentemente no funciona y purgarlo para liberar el aire que posiblemente esté atascado.

En caso de que esta medida no funcione, seguramente habrá algún obstáculo que provoque un atasco y que requiera intervención de un profesional cualificado en este tipo de equipos.

¿Por qué motivo la caldera funciona, pero los radiadores no calientan?

¿Qué hacer si notamos que la caldera funciona, pero los radiadores no calientan? Primero, deberemos revisar que no haya elementos apagados como el termostato o llaves de paso cerradas. Si ese no es el problema, procederemos a purgar los radiadores que no funcionan para eliminar cualquier acumulación de aire o de residuos que obstruya el flujo del agua.

⚠️ Este artículo te resultará útil: ¿Cómo purgar radiadores de calefacción?

Si pese a estas comprobaciones, los radiadores siguen sin calentar pese a que la caldera funciona, es posible que el problema esté en componentes como la membrana o la propia válvula termostática. Será momento de contactar con un técnico experto para realizar un diagnóstico adecuado y encontrar una solución óptima.

Dejar un comentario

Call Now ButtonLLAMAR AHORA