¿Por qué el lavavajillas no lava bien?

Cuando nuestro lavavajillas tiene varios años de uso es habitual que podamos tener una serie de problemas relacionados con su rendimiento. A todos nos ha pasado que tras un ciclo de lavado nos hemos encontrado con que los vasos salen sucios del lavavajillas o simplemente con que el lavavajillas no limpia bien, algo que tiene una serie de causas muy localizadas y que vamos a tratar a continuación.

¿Por qué el lavavajillas no limpia bien?

Las causas que acaban derivando en este problema pueden ser muy variadas y no tan sencillas de identificar para el usuario, por lo que desde Rapitecnic recomendamos que para dar con el origen de forma correcta se contacte con técnicos profesionales que tengan experiencia en reparación de lavavajillas.

lavavajillas no lava bien

Nuestra empresa lleva más de 20 años solucionando problemas en este tipo de electrodomésticos por toda la provincia de Barcelona, así que puedes contactar con nosotros para que acudamos a tu domicilio y que nos pongamos manos a la obra con tu caso concreto.

Filtro de entrada obstruido

Una de las posibles causas de que nuestro lavavajillas no esté ejecutando bien los lavados es que el filtro de entrada de agua se encuentre obstruido, de forma que no deje pasar todo el flujo que debiera para un correcto funcionamiento.

Si queremos comprobar si el problema viene de esta pieza, debemos apartar nuestro lavavajillas de la pared y cerrar el paso de agua del que se surte nuestro electrodoméstico. Una vez separemos la manguera del filtro, podemos proceder a limpiar los restos de suciedad que este pueda tener, para después volver a comprobar mediante un ciclo de lavado si nuestro lavavajillas vuelve a limpiar correctamente.

Cabe destacar que también existe la opción de cambiar la pieza por otra nueva, algo recomendable cuando nuestro lavavajillas lleve ya mucho tiempo con nosotros.

Problemas con el filtro del lavavajillas

El filtro del lavavajillas es una de las piezas que mayor importancia tienen en nuestro electrodoméstico. Este elemento es el encargado de recoger todos esos restos de comida que desprende nuestra vajilla durante el proceso de lavado.

Esto hace que sea estrictamente necesario revisarlos muy a menudo y limpiarlos, porque de lo contrario esos restos van a permanecer en todo momento en el interior del electrodoméstico y van a seguir esparciéndose por vasos y platos cada vez que encendamos el lavavajillas.

Al hilo de esto, también es muy recomendable limpiar el interior del electrodoméstico al completo cada uno o dos meses aproximadamente, dependiendo de la frecuencia de uso que le demos. De esta manera nos libraremos de la cal y de otros elementos que se van acumulando.

Comprobar la bomba de lavado

Otra pieza que puede verse obstruida es la bomba de lavado. Para comprobar su estado, en primer lugar, hay que desenchufar el electrodoméstico y vaciarlo por completo.
Posteriormente procedemos a quitar el filtro ubicado en la base inferior del lavavajillas y desbloqueamos la tapa de la bomba, para lo que seguramente tengamos que ayudarnos de algún utensilio, como por ejemplo una cuchara.

Si encontramos suciedad en el entorno de la bomba, podemos proceder a limpiarla de forma cuidadosa y a volver a colocar todo tal y como estaba al principio. En caso de que sigamos teniendo problemas con la pieza, debemos llamar a un técnico para que se encargue de inspeccionarla de forma más profunda.

⚠️ ¿Su lavavajillas no calienta correctamente? ¿Por qué el lavavajillas no calienta el agua? 👈

Comprobar el estado del tubo de desagüe

También puede darse el caso de que el problema venga por el tubo de desagüe. Aquí, normalmente, solo hay dos posibles causas: que este doblado y el agua no pase bien por él o que se encuentre obstruido.
Para comprobar si está doblado simplemente nos basta con retirar nuestro lavavajillas. Este tubo, como pasa con una manguera común, puede tender a doblarse de forma que impida que el agua corra de la manera correcta, por lo que debemos intentar mantenerlo en una posición que permita el flujo constante.

La otra opción es que esté obstruido internamente, algo propiciado porque el filtro no cumpla adecuadamente su función. Ambas situaciones son fácilmente identificables y su limpieza no tiene ningún tipo de complicación.

Utilizar un detergente de calidad

Acabamos con una causa que muchos usuarios no se paran ni siquiera a contemplar, pero que resulta mucho más común de lo que se pudiera pensar. Y es que usar un detergente de calidad puede ser la diferencia entre un lavado correcto para nuestra vajilla o uno que nos deje esa sensación de que el electrodoméstico no limpia bien.

En este caso la solución es mucho más sencilla que cualquiera de las anteriores. Se trata simplemente de probar con un producto de calidad en uno de nuestros lavados y ver si, de esta manera, nuestro lavavajillas saca nuestros platos y vasos relucientes.

Si después de comprobar todas las posibles causas que te hemos expuesto sigues viendo que el lavavajillas deja restos como arena, es hora de que te pongas en manos de auténticos profesionales. En Rapitecnic tenemos un servicio técnico de reparación de lavavajillas que se encuentra disponible las 24 horas del día y con el que por fin vas a poder encontrar la respuesta a por qué tu lavavajillas no lava bien.

Dejar un comentario

Call Now ButtonLLAMAR AHORA