Certificado de eficiencia energética

¿Qué es el certificado de eficiencia energética?

El certificado de eficiencia energética es un documento oficial que informa sobre los aspectos energéticos de un inmueble. Es obligatorio desde abril del año 2013 para cualquier vivienda que esté en venta o en alquiler por un periodo de más de cuatro meses y así debe ser mostrado en toda oferta, promoción y publicidad dirigida a estas acciones.

Se elabora haciendo un cálculo anual del consumo energético de cada finca en condiciones normales de ocupación y actividad. Según el resultado obtenido en cuanto a su eficiencia, se valorará con una letra que va desde la A hasta la G (clasificados de mayor a menor eficiencia energética) y se plasmará en la pertinente etiqueta energética tras hacer el registro oficial del certificado en la comunidad autónoma correspondiente.

La evaluación tiene en cuenta aspectos como la producción de agua caliente, calefacción, iluminación, refrigeración y ventilación. También contempla elementos como los materiales de cerramiento externo utilizados, carpinterías o la clase de ventanas presentes en la construcción.

¿Para qué sirve el certificado de eficiencia energética?

Como hemos señalado anteriormente, para poder vender o arrendar un inmueble, es imprescindible contar con el certificado de eficiencia energética. Debe tramitarse antes de realizar cualquier transacción ya que se entrega a los nuevos propietarios o inquilinos en el momento de la compraventa o formalización del alquiler de la vivienda.

También es de obligado cumplimiento exponer la calificación obtenida en cualquier anuncio que tenga esta finalidad, como en los escaparates de las agencias inmobiliarias o en los anuncios de los portales de compra – venta o arrendamientos online.

El certificado energético surgió para fomentar el uso de viviendas más sostenibles que proporcionan el mismo confort pero con consumos energéticos óptimos. El ahorro de energía que implica la alta eficiencia energética se traduce en un gasto económico menor. También evita la posibilidad de que aparezcan nuevas normativas que exijan realizar obras en este aspecto, con la consiguiente inversión financiera que supondría.

Este artículo sobre el consumo de aire acondicionado: ¿Cómo saber el consumo de un aire acondicionado?

El certificado de eficiencia energética aporta información acerca de en qué se está gastando el dinero el comprador o arrendatario de una vivienda. Permite estimar cuánto invertirá en aclimatar su casa y averiguar si es esperable tener que invertir a corto o medio plazo, en la implantación de sistemas que garanticen la eficiencia energética. Es decir, los edificios certificados proporcionan un mayor valor inmobiliario y una expectativa más alta de venta y alquiler.

¿Qué aspectos debe contener el certificado de eficiencia energética?

Cualquier certificado de eficiencia energética que se emita debe contener, como mínimo, la siguiente información:

  • Identificación de la vivienda, del edificio o inmueble sobre el que se certifica. Están exentos de tener certificación energética los edificios religiosos o protegidos, los habitáculos empleados para la agricultura, los inmuebles de menos de 50 metros cuadrados y las construcciones provisionales.
  • Apunte del proceso elegido para obtener la calificación energética: opción general, opción simplificada o programa informático utilizado.
  • Exposición de las particularidades energéticas del edificio: la envolvente térmica, los cerramientos horizontales y verticales, los huecos y puentes térmicos del edificio, el material de los perfiles de las ventanas, del acristalamiento y de las persianas, las instalaciones de gas natural o electricidad…
  • Detallar el reglamento de ahorro y eficiencia energética del momento en el que se construyó la vivienda, si la hubiese.
  • Especificar las revisiones, los test y las verificaciones realizadas por el agente certificador en la etapa de cualificación energética con la intención de corroborar las referencias plasmadas en el certificado energético.
  • Determinar el grado de calificación de eficiencia energética que se le ha otorgado al edificio y de la etiqueta energética generada.
  • Documento que resuma las recomendaciones sugeridas por el perito certificador para mejorar la calificación energética lograda.

¿Cómo solicitar un certificado energético?

Para conseguir el certificado de eficiencia energética, el propietario debe contactar con un profesional técnico autorizado que pueda desempeñar este tipo de proyectos. Habitualmente se trata de arquitectos o ingenieros técnicos que disponen de la formación académica exigida para realizar estas acreditaciones.

Estos peritos acudirán al inmueble, realizarán la inspección correspondiente del mismo evaluando todos los elementos relacionados con la eficiencia energética de la vivienda y tras valorar los resultados, le asignará el grado de eficiencia al emplazamiento y le entregará el documento al cliente que tendrá que registrarlo en el órgano competente para que compruebe que todo es correcto y lo haga constar.

Otro artículo que te pude interesar: ¿Qué significa eficiencia energética A+++?

El tiempo estimado de entrega de la documentación varía dependiendo del profesional que elabore el certificado de eficiencia energética y de la Comunidad Autónoma donde se encuentre el inmueble. Es recomendable empezar a gestionarlo con un mes de antelación a la fecha en la que se van a necesitar. Tanto el certificado como la etiqueta energética tienen una validez de diez años desde su expedición.

Dejar un comentario

Call Now ButtonLLAMAR AHORA